Arte

Hay dos tipos de actividades: las que se hacen con un fin ulterior y las que tienen un fin en sí mismas. En el primer caso, una vez que se obtiene el fin, la actividad cesa. Tal es el caso del trabajo: el trabajo termina cuando se alcanza el fin deseado.

El arte, por el contrario, es una actividad que no tiene un objetivo fuera del arte mismo: “Nadie baila para llegar a algún lado; una canción no termina cuando logra su objetivo”. El arte tiene un sentido en sí mismo.

En un mundo dominado por el pragmatismo, el arte nos recuerda que necesitamos encontrarle un sentido a todo lo que hacemos, incluso a aquello que hacemos con una finalidad práctica.


  • Imagina...
  • La música y la vida
  • Por ellas entra la luz
  • Anima Film Fest - Cuarta Edición
  • Flotando en el viento...
  • El Sembrador
  • Caligrafía y meditación
  • A cielo abierto
  • Al tiempo venidero
  • Con las alas del alma
  • Celebrar la Vida
  • Anima Film Fest
  • Nuestros talentos
  • Sed de Ser
  • Cantar para estar plenamente vivos
  • Trabajo y ocio
  • El sentido de la música
  • Mano a mano con Pedro Aznar
  • El arte y lo sagrado

Dejar un comentario