English   |     Deutsch   |     Português   

Tesoro oculto del corazón

La autora narra la anécdota de un hallazgo fortuito que le dejó una enseñanza de vida. Un hermoso relato para disfrutar y compartir.


El momento en que encontré la piedra me enseñó acerca de la gratitud.

Había estado esperando durante una semana los resultados de una biopsia, cuando me encontré con la suave piedra pintada. Con el temor de que esta vez no escaparía de un diagnóstico de cáncer, estaba haciendo una caminata, cuando sus brillantes colores atrajeron mi mirada.

La gratitud es la culminación del agradecimiento. El agradecimiento puede consistir en simples palabras; la gratitud se demuestra con acciones. ~Henri Frederic Amiel
Mientras esperaba las noticias que podrían alterar dramáticamente mi vida, había pasado la semana tratando de pensar en todas las cosas por las que estoy agradecida: las ranas en mi porche, una brisa fresca en el verano, las sonrisas de mi esposo, la constante compañía de mi perro, una amiga tomando mi mano, tan preocupada como yo.

Al encontrar la piedra que tan amorosamente había sido colocada por un extraño, noté que tenía estas palabras pintadas en la parte de atrás:

 

Kirkland Rocks
Quédesela, o vuelva a esconderla

Pintada por un niño quizás, la piedra representaba un amor incondicional. Me dio esperanzas. En ese momento supe que cualquiera fuera la noticia que recibiera, yo estaría bien.

Como lo expresa Henri Frederic Amiel, “El agradecimiento es el comienzo de la gratitud”. El sentirme agradecida esa semana por las pequeñas cosas de mi vida, me abrió los ojos y el corazón a la gratitud. Pero como Amiel lo explica, “la gratitud es la culminación del agradecimiento. El agradecimiento puede consistir en simples palabras; la gratitud se demuestra con acciones”.

Por lo tanto, con agradecimiento celebro mi tumor benigno. Y con gratitud vuelvo a ocultar la piedra para que alguien más la encuentre.

Diane Worthey


Diane Worthey vive en Pullman, Washington (Estados Unidos). Es escritora y profesora de música. Actualmente está escribiendo un libro para niños sobre música clásica.

Artículo reproducido con permiso de Gratefulness.org


También te puede interesar:

¿Damos las gracias o somos agradecidos?

Experimentamos la gratitud en momentos de plena conciencia, en los que sentimos la gratuidad de la vida, de la existencia, del universo que nos ha sido dado.


Un obsequio

Un sencillo gesto de generosidad que quedó grabado en el corazón de la autora.


La importancia de decir “¡Gracias!”

Un profundo mensaje acerca de la importancia de decir “¡Gracias!”, tanto para sanar una relación como para hacer sentir a la otra persona lo que ella vale.


Dejar un comentario