hugo-100x78El hombre recibe recibe el Ser, se abre al mundo para transformarlo, y entra en comunión con los demás seres. Así, el ser humano es imagen de la Trinidad, que “no es ninguna abstracción, es revelación de Dios, pero por eso mismo, revelación del hombre, de lo que cada uno de nosotros está llamado a ser”.