English   |     Deutsch   |     Português   

La música y la vida

David Steindl-Rast
La música es un misterio, como la vida misma… Con ocasión del Día de la Música, celebrado cada 22 de noviembre, compartimos reflexiones del hermano David en que habla de la música como una realidad que ilustra el misterio de nuestra existencia.


musica-pagina

A cada momento nos confrontamos con ese gran misterio que es la vida. A menudo he dicho que cuando uso la palabra “misterio” no me refiero a algo vago, sino por el contrario muy específico: misterio es aquella realidad, aquella verdad que no podemos asir, que no podemos retener en nuestras manos. Intelectualmente, el misterio es algo que no podemos expresar en conceptos, y sin embargo podemos entenderlo. Al misterio lo podemos entender permaneciendo en él y dejando que obre en nosotros: esa es la gran diferencia entre el misterio que es la vida y las demás realidades.

A la música no la podemos asir con conceptos. Solo la podemos entender cuando ella nos conmueve.
Por eso, preguntémonos: ¿Vivimos cada momento tratando de asirlo y retenerlo, teniendo nuestros propios planes e ideas? ¿O vivimos cada momento dejando que la vida nos llegue profundamente y nos conmueva? Esta última actitud requiere de mucha valentía, ya que siempre queremos tener todo bajo control.

La vida espiritual es abrirnos a la vida, y tener los cinco sentidos abiertos a las siguientes preguntas: “¿Qué me está dando la vida en este preciso momento?”, “¿Qué me está diciendo?”, “¿Qué espera de mí?” La vida espiritual significa, por lo tanto, estar verdaderamente en contacto con el misterio de la existencia.

El ejemplo que me gusta usar para ilustrar nuestra relación con el misterio de la vida, para hacerlo más accesible a la mayoría de la gente, es la música. A la música no la podemos asir con conceptos. Podemos entender algo sobre música, pero lo que es la música en sí, su esencia, solo la podemos entender cuando ella nos conmueve. Así, a la música la entendemos pero no la asimos conceptualmente: son cosas diferentes. Por eso la música es un muy buen ejemplo para ilustrar el misterio de la vida, ese misterio con el que nos confrontamos a cada momento y con el cual interactuamos constantemente.

Hermano David Steindl-Rast

Tomado de una entrevista al hermano David con ocasión de su cumpleaños número 90, por Kate Olson (Junio de 2016).


También te puede interesar:


  • responder Carmen Cepeda ,

    Excelente publicación.Gracias.

    Dejar un comentario