Hugo Mujica – Reflexiones sobre el evangelio dominical

Compartimos aquí las reflexiones de Hugo Mujica sobre el evangelio dominical.

 

Generosidad en abundancia

Generosidad en abundancia

Un pasaje del Evangelio que puede resultarnos difícil de aceptar si estamos acostumbrados a nuestros cálculos humanos: “El escándalo aquí no es la ausencia de justicia; es la abundancia de generosidad la diferencia entre un Dios que regala y un hombre que calcula; entre el contrato y la solidaridad, entre el pago y el don”.
El abrazo de la cruz

El abrazo de la cruz

El triunfo de la cruz no consiste en la propia realización (ni aun tratándose de la propia realización espiritual), sino en el olvido de sí para abrazar el dolor de los demás. “Jesús nos da la oportunidad de amar, de ir más allá de nosotros mismos, ir hasta el final de nuestros límites, dar el salto del sacrificio, el abrazo de la cruz”.
Una comunidad de perdón

Una comunidad de perdón

Estamos llamados a formar una comunidad de perdón: “El perdón, antes de ser una palabra, un gesto, es un continente: es una comunidad. Una comunidad que nos extiende su mano, no una comunidad que nos señala con el dedo; una comunidad donde sentimos, donde nos hacen sentir, que no somos acusados sino invitados al perdón”.
Depender de quien me necesita

Depender de quien me necesita

Hermosa reflexión acerca del seguimiento. Seguir a Cristo es seguir a otro, particularmente a otro necesitado. “Si existir biológicamente es depender de la vida de Dios, existir cristianamente es depender de quien me necesita. La necesidad del otro es mi tesoro, es el lugar donde debe estar mi corazón, es mi verdad frente a Dios”.
Descender para llegar a Dios

Descender para llegar a Dios

Hugo Mujica comenta el itinerario espiritual de Pedro que escuchamos en el evangelio del domingo. El camino del cristiano es el camino del descenso: descender a nuestra verdad humana, a nuestra nada frente al Infinito; descender de la autosuficiencia a la dependencia. Solo no apoyándonos en nada llegamos a saber que estamos sostenidos por Dios.
El dolor derriba todas las barreras

El dolor derriba todas las barreras

Reflexiones sobre el evangelio del domingo. Es el dolor lo que derriba todas las barreras: el dolor nos iguala como seres humanos; el dolor humano trae a Dios al mundo. “Jesús se pasa del otro lado, el dolor muestra ser más fuerte que el derecho, la misericordia que el pecado, lo del otro que lo propio”.
Una iglesia que vuelve a ser barca

Una iglesia que vuelve a ser barca

Hugo Mujica nos habla de la barca como una auténtica imagen de la iglesia de Jesús. «La iglesia, perdiendo poder, vuelve a su liviandad, vuelve a ser una barca sobre el oleaje del mundo, hermana del mundo, cercana a los que, hundiéndose, nos reconocen cristianos… Seamos nosotros los que extendemos la mano hacia los demás”.
Simples como el pan, humanas como el hambre

Simples como el pan, humanas como el hambre

El padre Hugo Mujica nos ofrece sus reflexiones acerca del Evangelio del domingo, en el que Jesús, movido a compasión, le da de comer a la multitud hambrienta. «Hay palabras suyas que resucitan muertos, otras curan enfermos. Las de hoy son menos espectaculares, milagrosas sí, pero simples; simples como el pan, humanas como el hambre».
El sentido de la vida (con Hugo Mujica)

El sentido de la vida (con Hugo Mujica)

Diálogo del Hermano David con Hugo Mujica. Vivir la vida implica una elección: «Si a la vida no la elegimos libre y deliberadamente, terminamos siendo vividos por ella. Por el contrario, si la elegimos libremente, somos nosotros quienes vivimos la vida. Cuando distinguimos personas espirituales de otras que no lo son tanto, basamos la distinción en que las personas espirituales son aquellas que libremente han elegido la vida, con todas sus alegrías y dificultades.»
El futuro de la espiritualidad (con Hugo Mujica)

El futuro de la espiritualidad (con Hugo Mujica)

El Hermano David y Hugo Mujica dialogan acerca de la espiritualidad y su futuro. Mientras que la espiritualidad es algo universal y común a todo ser humano, la religión, que es expresión de esa espiritualidad, está sujeta a contextos históricos y culturales, y por lo tanto cambia y seguirá cambiando. «En un contexto histórico, los distintos fundadores de las religiones, en diferentes períodos de la historia, han tenido distintas experiencias religiosas, a partir de las cuales han dado vida a las diferentes religiones. Las tradiciones religiosas difieren unas de otras, pero todas son expresión de una misma espiritualidad.»

Te invitamos a compartir tus reflexiones: